Monitorean bosque de queñoa con tecnología satelital

Región 15 de abril de 2021 Por Editor
En el operativo de fiscalización forestal realizado por CONAF, se constató con imágenes satelitales y patrullaje terrestre, el estado de flora nativa de alto valor ecológico ubicada en el altiplano.
CONAF

Caracterizado como el árbol que crece a mayor altura geográfica en el mundo, la queñoa es una especie de gran importancia ecosistémica, por este motivo, desde CONAF están en permanente observación de los bosques presentes en el altiplano de Tarapacá.

De esta forma y para dar una efectiva protección a esta especie que en el pasado fue sometida a un uso intensivo y que posee una baja capacidad de reproducción natural, el equipo regional de CONAF ha realizado un plan de fiscalización que contempla el uso de imágenes satelitales que permite monitorear las hectáreas de bosques, que luego son verificadas en terreno.

Los últimos análisis se han centrado en el bosque de queñoa de Churullo, comuna de Colchane, con la finalidad de detectar eventuales cortas no autorizadas o infracciones a legislación forestal. 

“Esta es especie que posee una especial relevancia para la cultura aymara, y -que además- cumple un importante rol en la biodiversidad andina para la formación de comunidades vegetales especializadas en soportar los rigores del clima, como la llareta, además de ser albergue de fauna nativa existente en la zona. Por ahora no hemos encontrado indicios de infracciones, pero eso no quiere decir que no continuaremos monitoreando este tipo de formaciones”, explicó Cristian González, jefe de Fiscalización en Tarapacá.

Asimismo, Juan Ignacio Boudon, director regional de CONAF, explica que desde la institución han hecho importantes avances con la implementación y uso de tecnología avanzada, lo cual ha mejorado el monitoreo y detección de ilícitos. “La queñoa es una especie vulnerable, por eso es importante su preservación para evitar su degradación. Por eso, en CONAF a nivel nacional se está posicionado un plan de modernización de la acción fiscalizadora para fortalecer este rol y continuar protegiendo especies de alto valor ecológico como este árbol”.

Entre los instrumentos que la institución usa, se encuentra la implementación de la plataforma PLANET, que permite la obtención de imágenes de alta resolución para un análisis más oportuno y eficiente. A esta herramienta se suma el sistema LEMU que se complementa con el uso de drones.

“Estas herramientas tecnológicas han sido aplicadas con gran efectividad en nuestra región, hecho que nos llena de satisfacción, ya que estamos ampliando el rango de monitoreo con una mayor asertividad, todo con la finalidad de conservar el patrimonio forestal y ambiental del país”, sostuvo Boudon. 

 

 

 

 

 

Te puede interesar